Entradas

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha inaugurado el centro de salud de Isla Chica en la ciudad de Huelva. Un proyecto que ha ejecutado Sando para el Servicio Andaluz de Salud.

Tal y como ha destacado la Junta de Andalucía en un comunicado, el nuevo centro de salud de Isla Chica ha supuesto una inversión superior a los 4 millones de euros entre edificación, saneamiento y equipamiento.

Las nuevas instalaciones ocupan una superficie total de 2.566 metros cuadrados sobre una parcela de 6.004 metros cuadrados cedida por el Ayuntamiento de Huelva. El centro dará servicio para una población estimada de 18.000 personas.

Instalaciones

El edificio construido por Sando alberga un servicio de urgencias, 20 consultas de familia (más 2 polivalentes), 5 consultas de pediatría y sala de lactancia y una consulta y sala para cirugía menor. Asimismo, dispondrá de un gabinete de odontología.

En el acto de inauguración han acompañado al presidente el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre; la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz; el alcalde de Huelva, Gabriel Cruz; la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Huelva, Bella Verano, y Jesús Rojo González, director de Zona Sur de Sando Construcciones.

Grupo Sando cuenta con una división especializada en la ejecución y equipamiento de infraestructuras sanitarias y para la gestión de los servicios complementarios a la actividad hospitalaria.

Sando ha concluido las obras de construcción del nuevo hotel Ikos Andalusia, un complejo hotelero de lujo de la cadena internacional Ikos Resorts en la zona de Marbella-Estepona y que constituye su primer establecimiento en España. El proyecto, desarrollado en UTE, supone una inversión total de 150 millones de euros.

El nuevo complejo, levantado sobre el Hotel Princess de Estepona, consta de siete edificios en forma de U, de los cuales cinco están dedicados exclusivamente a habitaciones, mientras que los dos restantes incluyen además servicios y zonas comunes del hotel. Estas edificaciones rodean una zona central donde se emplazan diferentes piscinas y varios módulos de servicio.

El nuevo hotel Ikos Andalusia abarca una superficie total construida de aproximadamente 33.000 metros cuadrados en los que se ubican 411 habitaciones y suites, siete restaurantes, instalaciones deportivas, un teatro, nuevas terrazas y forjados exteriores, así como marquesinas de conexión, un spa y 11 piscinas rodeadas de vegetación autóctona con una lámina de agua total de 4.000 m2.

Además de la construcción del nuevo hotel Ikos Andalusia, Sando ha acabado en los últimos meses la ejecución de otros proyectos de edificación singular, como la rehabilitación del edificio de El Olivillo para la Universidad de Cádiz; el hotel Playa Bonita en Benalmádena; la ampliación del Museo Arqueológico de la Comunidad de Madrid en Alcalá de Henares; los nuevos estudios de Radio Televisión Española en Madrid o la rehabilitación del edificio del Consorcio de Compensación de Seguros en el Paseo de la Castellana, entre otros.

 

El edificio del Consorcio de Compensación de Seguros, situado en el madrileño Paseo de la Castellana, luce un aspecto completamente renovado tras la profunda rehabilitación interna que ha llevado a cabo la empresa Sando.

 

El resultado ha permitido incrementar el valor del edificio existente, situado en un enclave singular y privilegiado de Madrid, dotándolo de una nueva imagen urbana e incorporando un nuevo hito arquitectónico a la ciudad.

 

El proyecto, obra de los estudios Álvarez Sala Aybar-Mateos, supera los seis millones de euros e incorpora las actuales tecnologías y sistemas constructivos que permiten cumplir la normativa técnica vigente. Sando ha implementado al conjunto las mejoras necesarias para conseguir las condiciones de eficiencia energética más exigentes y obtener la máxima calificación.

 

Sando ha llevado a cabo el conjunto del proyecto, como indicaba el pliego de condiciones, incrementando el espacio disponible para el uso de oficinas y reduciendo los espacios comunes, vestíbulos, etc. Esta remodelación se suma a otras finalizadas por Sando en los últimos doce meses, como la ampliación del Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid en Alcalá de Henares o el edificio de El Olivillo del prestigioso arquitecto racionalista Antonio Sánchez Esteve.

El grupo Sando está finalizando las obras para la transformación de la antigua grada de tribuna del Estadio Insular en un nuevo espacio sociocultural y de ocio. Este proyecto del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, a través del Área de Urbanismo y Vivienda, integra más de cuatro mil metros cuadrados en el principal parque deportivo del barrio de Las Alcaravaneras.

Tal y como ha comunicado el Ayuntamiento, una comitiva municipal encabezada por el alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Augusto Hidalgo, ha recorrido las obras prácticamente ya finalizadas para comprobar cómo Sando ha rehabilitado la estructura porticada de hormigón armado de la grada, la fachada de malla de aluminio hacia la calle y ha realizado una estructura mixta con fachada de aluminio plegado en dos colores.

Durante la visita, a la que han asistido también el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, junto al concejal de Urbanismo y Vivienda, Javier Doreste, la concejala de Distrito Centro, María del Carmen Reyes, el consejero de Presidencia, Teodoro Sosa, y Francisco Fernández de la Cruz, delegado de Sando en Canarias, han podido pasear también por la nueva terraza semicubierta, que cuenta con ascensor panorámico adaptado.

El proyecto ejecutado por Sando en el Estadio Insular se ha completado con la instalación de un sistema de alumbrado público en el parque y en la planta superior, así como cuatro locales que, según ha indicado el Ayuntamiento, se destinarán a una sala de estudio y otra polivalente para la celebración de iniciativas municipales y de actividades de entidades juveniles.

Profesionales de diferentes departamentos del área de Construcción de Sando han asistido a un workshop técnico para ampliar los conocimientos sobre los “Nuevos conglomerantes hidráulicos para obra civil y acerca de soluciones constructivas más sostenibles para edificación”.

Durante la jornada formativa on line, organizada junto con la empresa Heidelbergcement Hispana y en colaboración con la Universidad de Granada y Cemosa, se han expuesto las novedades, experiencias y avances en las tecnologías de estabilización de suelos y materiales granulares in situ. Concretamente sobre conglomerantes de la gama Stabile, conocidos como HRB.

La primera parte del seminario sobre conglomerantes hidráulicos ha contado con la clase magistral del catedrático y director del departamento de Geodinámica de la Universidad de Granada, José Miguel Azañón Hernández, que ha explicado los procesos físico-químicos que se producen durante la estabilización de los suelos.

Sobre el mismo asunto ha continuado la ponencia, el director Técnico del laboratorio de CEMOSA, Manuel Salas Casanova, quien ha ahondado en las novedades tecnológicas en la estabilización de los suelos desde el punto de vista de la experiencia.

Por último, la jornada formativas sobre conglomerantes hidráulicos ha concluido con la charla del presidente del Comité Técnico Nacional de la Asociación Nacional de Fabricantes de Hormigón Preparado en España y director de Innovación, Prescripción y Asistencia Técnica en HeidelbergCement Hispania, José Antonio Hurtado, que ha centrado su disertación sobre las aplicaciones prácticas de los HRB y acerca de soluciones constructivas sostenibles.

Sando ha concluido la ejecución del nuevo edificio que servirá como ampliación del Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid, situado en Alcalá de Henares. Una construcción singular de seis plantas y 3.290 metros cuadrados.

Tal y como se indicaba en el proyecto aprobado por Obras de Madrid, Sando ha realizado el nuevo edificio con materiales clásicos acordes con el propio museo, el antiguo Colegio Convento Dominico de la Madre de Dios de 1576. En su ejecución se han combinado materiales como hormigón, estucos y muros cortina en partes concretas de las fachadas para obtener un resultado estético definido.

El nuevo espacio construido posee espacios amplios y flexibles que otorgan al conjunto un carácter diáfano. Asimismo, se ha procurado dotarlo de parámetros ambientales como la iluminación natural del edificio o la ventilación independiente, buscando además las vistas al exterior desde diferentes puntos. La propuesta que se ha planteado para el nuevo edificio propone una volumetría sencilla, a través de un concepto claro de los espacios interiores.

Como ha indicado la Comunidad de Madrid, la ampliación permitirá incrementar la actividad del museo en las áreas de investigación, restauración, excavaciones arqueológicas, docentes, expositivas, culturales, entre otras, gracias a los espacios para la biblioteca, depósito de libros, archivo y la dotación de un área didáctica para niños.

El grupo de empresas Sando forma parte del mayor desarrollo urbanístico realizado en el país basado en la metodología Lean Construction, el proyecto de Intu Costa del Sol. El nuevo centro será el parque comercial y de ocio más grande del Sur de Europa y estará planificado a partir de los principios del concepto japonés, Lean.

El sistema Lean propugna la eliminación de los elementos que no aportan valor al proyecto, la mejora continua, minimizar las pérdidas y maximizar el valor del producto final. De esta manera se optimiza la producción al emplear el menor número de recursos posibles y se incrementa la eficiencia. La aplicación de Lean a la construcción (Lean Construction) en el proyecto de Intu Costa del Sol, con un presupuesto de 160 millones de euros solamente en la primera fase, lo convierten en el desarrollo urbanístico más importante de España con esta metodología.

El modelo escogido por Intu Spain para llevar a cabo el nuevo parque comercial se basa en el IPD (Integrated Project Delivery). Este tipo de contratos establece una metodología de trabajo colaborativa en la fase de diseño en la que intervienen todos los actores que participarán en la ejecución del proyecto. Junto con los estudios de ingeniería y arquitectura, el promotor incorpora al constructor, en este caso Sando en UTE, lo que aporta conocimiento, experiencia, talento y evita desviaciones posteriores en la ejecución del proyecto.

Formación en Lean Construction

El grupo de empresas Sando ha programado durante el último mes un ciclo de formación para integrar la metodología Lean Construction en otros departamentos de la compañía, además de las áreas técnicas que ya habían asumido este sistema de trabajo.

Junto con Lean Construction, Sando está aplicando el sistema Last Planner System, un procedimiento de control y planificación para mejorar el cumplimiento de las fases del proyecto, aportando un mayor control sobre los plazos de entrega y optimizando la utilización de los recursos.

Dentro de este proceso, Sando ha fusionado las sinergias que aporta el modelo IPD que emplea en el proyecto de Intu Costa del Sol, junto con la experiencia en la tecnología BIM (Building Information Modeling) y la filosofía Lean Construction para intentar ofrecer mayor calidad y eficiencia en sus actuaciones.

El grupo de empresas Sando ha certificado un nuevo proceso tecnológico para la rehabilitación de edificaciones y construcciones con interés histórico y patrimonial por medio del uso del láser y herramientas BIM (Building Information Modeling). La certificación se ha realizado de acuerdo a la norma UNE 166001: 2006 por la innovación en el uso, aplicación e implantación de este nuevo proceso tras comprobar su eficiencia.

El método que ha desarrollado Sando, denominado Prorehesla, emplea un láser que escanea de manera precisa una infraestructura en tiempo real. Los datos obtenidos se representan mediante una nube de puntos y posteriormente se transforman en un modelo 3D. Toda esta información se procesa a través de la metodología de trabajo colaborativa BIM, lo que le permite a Sando estudiar las condiciones reales de su entorno y le facilita conservar el patrimonio histórico y arqueológico de manera más precisa.

Dentro de la arquitectura actual una de las actuaciones más complejas consiste en la rehabilitación de edificios de interés histórico, debido a las limitaciones generadas por los elementos que se quieren conservar, dimensiones, su localización en el espacio, etc. La información recogida por el láser escáner 3D puede emplearse en las diferentes etapas de diseño y construcción, sirviendo también como testigo del estado original del proyecto antes de su restauración.

Sando ha desarrollado esta tecnología de “Scan to BIM”, como se conoce técnicamente, durante la ejecución de las obras del Metro de Madrid en la Gran Vía y en los trabajos para la rehabilitación del edificio de estilo racionalista de “El Olivillo” en Cádiz, del prestigioso arquitecto Antonio Sánchez Esteve.

A través de Prorehesla, Sando aplica en sus intervenciones un nuevo proceso sistemático de captura y puesta en valor de la información que le permite adaptar el diseño inicial del proyecto arquitectónico a las circunstancias espaciales existentes en la realidad.

Mediante esta metodología Sando puede ejecutar proyectos de rehabilitación en menor tiempo, eliminando un alto porcentaje de error humano en el proceso de diseño y evitando la exposición a riesgos laborales al recopilar toda la información en una única visita a la obra y compartiéndola en tiempo real con todo el equipo de trabajo.

Paralelamente a esta certificación, el grupo de empresas Sando y la consultora Grant Thornton están llevando a cabo el proyecto de investigación Rebecca, que tiene como objetivo crear un sistema inteligente para la aplicación automática de la metodología BIM en construcción.

El grupo de empresas Sando ha concluido la ejecución de los nuevos estudios de producción de la Corporación de Radio y Televisión Española (RTVE) en Prado del Rey.

El proyecto ha consistido en la construcción de dos estudios de producción de programas de televisión de RTVE: Estudio 6 y Estudio 7. Junto a esta actuación, Sando ha llevado a cabo la demolición de los Estudios 10 y 11 y del edificio anexo al Estudio 5.

Los estudios se levantan sobre una parcela de 166.302 metros cuadrados. Comprenden tres plantas sobre rasante, más una entreplanta entre el nivel de acceso y la planta primera de controles.

Desde un punto de vista arquitectónico, el conjunto se compone de varios volúmenes netos formados por grandes prismas de hormigón donde se sitúan los nuevos estudios de producción de programas de televisión. En el volumen que completa el recinto, de composición triangular, se emplaza el edificio de servicios de los estudios. El espacio situado entre ambos recintos está ocupado por una edificación de dos alturas, sobre el acceso de los estudios.

En cuanto a la estructura, los volúmenes se componen de un armazón metálico interior formado por pilares torre. La cubierta se ha realizado mediante cerchas metálicas y el cerramiento con muro de hormigón.

Los estudios 6 y 7 de RTVE ejecutados por Sando albergan en su interior almacenes de estudio y luminotecnia, salas de control técnico y mantenimiento, peluquería, maquillaje, camerinos, sastrería, lavandería, almacén de ropa, aseos y los servicios de comunicaciones.
Sando es un grupo multinacional de empresas con más de cuarenta y cinco años de experiencia dedicado principalmente a la ejecución sostenible de obra civil y edificación y conservación de infraestructuras.

El grupo de empresas Sando ha resultado adjudicatario de las obras de implantación de la rehabilitación del edificio del Consorcio de Compensación de Seguros, situado en el Paseo de la Castellana, Madrid.

El proyecto, diseñado por los estudios Álvarez Sala y Aybar-Mateos, supera los seis millones de euros y tiene como objeto incrementar el valor del edificio existente dotándolo de una nueva imagen urbana que lo convierta en un hito arquitectónico de Madrid.

En este sentido, y tal y como figura en el pliego de condiciones, se busca optimizar en el nuevo edificio del Consorcio de Compensación de Seguros, el espacio disponible para el uso de oficinas, reduciendo los espacios comunes, vestíbulos… y acentuando las zonas de trabajo.

Sando llevará a cabo una rehabilitación integral del edificio para dotarlo de las condiciones de eficiencia que le permitan obtener la máxima calificación energética. El grupo de empresas Sando ha ejecutado en las últimas décadas decenas de edificios singulares. De hecho, en 2009 Sando construyó en Andalucía el primer edificio con calificación energética A, la Escuela de Ingenierías de la Universidad de Málaga en el Campus de Teatinos.