Entradas

La Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, a través de la Dirección General de Planificación y Recursos Hídricos, ha adjudicado a Althenia el proyecto de restauración hidrogeomorfológica y naturalización del río Adra por más de dos millones de euros.

Tal y como se ha comunicado a través de la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible del Parlamento andaluz, el proyecto recoge como objetivo principal de esta infraestructura la mejora de la capacidad de desagüe del río mediante el saneamiento ambiental y la protección de especies autóctonas. Althenia, la empresa especializada en actuaciones medioambientales de Sando, llevará a cabo esta actuación que reducirá el riesgo de desbordamientos.

La segunda fase de la restauración, en el tramo aguas arriba de la confluencia de los ríos Grande y Chico, contempla los trabajos para adecuar el terreno y facilitar el establecimiento de especies endémicas de la Península Ibérica, como el fartet. Esta zona constituye un hábitat histórico de este pez, por lo que las actuaciones irán destinadas a adaptar la calidad del hábitat fluvial a sus necesidades.

Durante la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible del Parlamento andaluz también se ha indicado que se realizará el saneamiento ambiental del cauce con la limpieza de residuos, la eliminación del cañaveral asociado al Dominio Público Hidráulico y sus zonas de protección mediante la restauración de la cubierta vegetal con especies autóctonas. Éstas, características de los hábitats de ribera originales, garantizarán la estabilización de los márgenes del río y sus usos asociados.

Por último, el proyecto contempla del río Adra el acondicionamiento de las acequias para darle un valor añadido al sistema y recuperar elementos etnoculturales ligados al aprovechamiento sostenible y responsable del río Adra.

El presidente ejecutivo de Sando, Luis Sánchez Manzano, ha ofrecido una conferencia dentro del foro “El futuro de las ciudades en el entorno de la sostenibilidad”, organizado por Diario Sur, en el que ha destacado el esfuerzo de la compañía en investigación y su compromiso con la sostenibilidad a través de procedimientos, normativas internas e innovación.

Durante su ponencia, Luis Sánchez Manzano ha explicado el modelo de innovación abierta que desarrolla Sando: “Primamos la colaboración y la transferencia de conocimiento, riesgos y costes con otras empresas, universidades, centros tecnológicos e instituciones públicas”.

Un modelo al que la compañía ha podido optar tras certificar su Sistema de Gestión de I+D+i según la norma UNE 166002: “En los últimos años hemos invertido en Sando más de catorce millones y medio de euros en investigación”, matizaba Sánchez Manzano.

El presidente ejecutivo de Sando ha relatado de qué manera transfieren el conocimiento generado en la compañía a la sociedad, principalmente de dos formas: mediante proyectos de investigación y con soluciones constructivas.

En este contexto ha destacado el papel que algunos proyectos han tenido dentro de la propia estrategia de negocio, como la investigación con drones, en la que han sido pioneros.

Reciclado de residuos

Como empresa especializada en la gestión de servicios de conservación, Sánchez Manzano ha expuesto uno de los últimos proyectos de I+D+i de la compañía, Reconlod: “Actualmente estamos llevando a cabo un proyecto de I+D para reciclar los lodos contaminantes de las depuradoras. Estos lodos los aplicamos en espacios ya degradados y conseguimos restaurarlos, dándoles un valor del que carecían”.

Sando entiende la sostenibilidad como un equilibrio entre el desarrollo social, económico y la protección del medio ambiente. En este sentido, los aspectos sociales y medioambientales deben acompañar al desarrollo económico de la sociedad desde la responsabilidad: “Para ayudar a potenciar nuestra economía, especialmente en estos tiempos, es necesario la inversión pública en infraestructuras”, concluye Sánchez Manzano.

El foro organizado por Diario Sur ha contado también con la participación del arquitecto Antonio Gavilanes y con una mesa de debate formada por la alcaldesa de Marbella, Ángeles Muñoz, y el alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, moderada por el director del periódico, Manuel Castillo.

El ayuntamiento de Leganés ha vuelto a confiar el mantenimiento, la conservación y reposición de las zonas verdes del municipio madrileño a Althenia, la empresa especializada en actuaciones medioambientales de Sando.

El nuevo contrato tendrá dos años de vigencia, será prorrogable y dará continuidad a la buena gestión desempeñada por Althenia durante los últimos cuatro años. El presupuesto de adjudicación supera los ocho millones y medio de euros.

Althenia llevará a cabo el mantenimiento de las zonas verdes públicas de Leganés, abarcando una extensión total de 2.310,216 metros cuadrados. El servicio incluye la conservación integral de 705.980 metros cuadrados de parques urbanos, así como el alumbrado público, la red de riego, estaciones de bombeo, fuentes y lagos, mobiliario urbano, cerrajería, jardinería y limpieza.

La plantilla de Althenia para este servicio se situará en torno al centenar de profesionales entre personal de dirección, técnico, administrativo y para oficios manuales. Asimismo, dispondrá de una flota de más de veinticinco vehículos con camiones volquete con grúa o cisterna, furgonetas industriales y de caja basculantes, furgones con plataformas hidráulicas, plataformas de poda en altura, vehículos especiales de recogida de contenedores y eléctricos.

Junto a los vehículos, Althenia contará en Leganés con maquinaria de jardinería especializada, como segadoras de 90 centímetros de corte y autopropulsadas, tractor con aperos, barredora, trituradora, desbrozadoras forestales y de hilo, sopladoras, motosierras, motoazadas, cortasetos y todo el material necesario para llevar a cabo el servicio en condiciones óptimas.

Aplicación de endoterapia

Althenia continuará aplicando en Leganés tratamientos fitosanitarios alternativos para combatir las plagas en parques y jardines como la endoterapia. Este método de resultados contrastados evita las atomizaciones y dispersiones de productos químicos, sin contaminar el medio ambiente, suelo y aguas.

La técnica de la endoterapia focaliza el tratamiento mediante la inyección en el tronco de los árboles de una sustancia nutritiva o fitosanitaria que al penetrar en interior se distribuye por todo el sistema vascular de la planta.

El grupo Sando ha certificado como innovación tecnológica, a través de la agencia European Quality Assurance, un nuevo sistema para realizar muros de escollera más sostenibles al optimizar el uso de los recursos locales con materiales distintos a los proyectados inicialmente. El proyecto de investigación, denominado NOVTALUD, es un estudio y desarrollo experimental de alternativas para la contención del terreno en entornos geológicos problemáticos debido a la presencia de materiales arcillosos o de agua.

Esta solución constructiva presenta como novedad el diseño y ejecución de un nuevo tipo de muro de escollera, como los que habitualmente se emplean para afianzar el terreno, en obras de abrigo y protección del oleaje en puertos y costas, estabilizado de las márgenes de ríos, o como en este caso, en la construcción de carreteras, mediante la adición de hormigón al esqueleto mineral.

La investigación desarrollada por Sando durante la ejecución de las obras de emergencia de la autovía A-48 y la N-340 en la provincia de Cádiz, permite la construcción de muros de escollera con materiales distintos a los proyectados inicialmente, pero que con este método cumplen con las necesidades técnicas. La solución emplea minerales clasificados como poco competentes procedentes de canteras locales, cuyas características mecánicas se ven reforzadas en presencia del hormigón.

En este caso el hormigón afianza los puntos débiles que se producen en los contactos a través de los cuales se transmiten las tensiones de la escollera, optimizando la estabilización de muros verticales o taludes.

El resultado comporta la construcción de muros de escollera más sostenibles y con menor impacto ambiental al reducir la contaminación asociada al transporte de materiales competentes ubicados a mayores distancias, lo que resulta especialmente beneficioso en zonas de difícil acceso o sin canteras adecuadas en sus proximidades. La solución de Sando presenta como valor añadido la reducción de costes al poder usar otros materiales distintos a los proyectados en un principio, con lo que se convierte en una alternativa más competitiva de cara al sector público y privado.

Para lograr esta innovación Sando ha diseñado un procedimiento que integra desde el estudio técnico preliminar de los condicionantes del problema hasta el diseño y desarrollo de la solución técnica, incluyendo el seguimiento, control de la ejecución y comportamiento de la misma en un entorno real, como en el caso de las obras de emergencia de la autovía A-48 y la N-340 en la provincia de Cádiz.

Sando podrá aplicar los resultados del estudio NOVTALUD en los procesos de la estabilización de taludes en infraestructuras civiles y de edificación, en línea con su compromiso con los Objetivos del Desarrollo Sostenible y la economía circular.

La empresa Conacon ha finalizado las obras de construcción del tramo de mayor longitud de la Senda Litoral en Estepona, Málaga, que une el Centro Comercial Laguna Village con la urbanización Dominion Beach.

El nuevo tramo, de casi un kilómetro de longitud, conocido como La Morocha, es una construcción mixta de madera y hormigón frente al mar que cuenta con zonas ajardinadas e iluminación.

El proyecto que ha llevado a cabo Conacon se compone de un paseo de hormigón impreso de 417 metros, dos pasarelas de madera (una de 125 metros y otra de 326 metros), tres rampas de conexión y dos puentes, uno de 20 metros para salvar el paso de arroyo Judío y el otro de 32 metros que permite cruzar el río Castor.

Al acto de inauguración de la Senda Litoral han asistido el consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior de la Junta de Andalucía, Elías Bendodo; el presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado; el alcalde de Estepona, José María García Urbano; el presidente de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, José Antonio Mena; el vicepresidente y consejero delegado de Sando, Luis Sánchez Manzano, y el director general de Conservación y Mantenimiento de Infraestructuras de Sando, Jorge Gámiz.

Tal y como ha indicado la Diputación, con la ejecución de este tramo se posibilita que cualquier persona pueda recorrer diez kilómetros de forma ininterrumpida por la costa de Estepona desde el centro de la ciudad hasta el río Guadalmansa.

La empresa Sando ha finalizado las obras de emergencia para la reconstrucción del cauce del río Andarax, en Almería. Un proyecto diseñado por la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía tras los daños que la DANA de septiembre de 2019 generó en la zona.

Tal y como ha indicado la propia Consejería, los trabajos que ha desarrollado Sando han consistido en la reconstrucción del muro de la margen derecha del río Andarax en dos zonas, a su paso por la barriada de El Puche y en su desembocadura. Ambos se han finalizado antes del plazo previsto.

La primera de las intervenciones, en la barriada del Puche, se ha centrado en la demolición y saneo del muro de hormigón que se encontraba derruido y en la reconstrucción posterior de un tramo dañado de 60 metros. Esta actuación se ha completado con una línea de anclajes pasivos para el refuerzo del nuevo muro y con la ejecución de un acerado y de un nuevo imbornal para evitar futuros derrumbes por acumulación de agua de lluvia.

Asimismo, los trabajos en la desembocadura del río Andarax han consistido en la demolición, saneamiento y reconstrucción de los muros existentes de cinco metros de altura, en la realización de una escollera de piedra en su base y de hormigón en su coronación y en la ejecución de un terraplén para el camino de servicio. El proyecto se ha completado con la colocación de barandillas en el muro de coronación y con unas medidas de protección a lo largo de todo el tramo de muro de la margen derecha de la desembocadura para preservarlo de posibles avenidas extraordinarias.

La propia consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, Carmen Crespo, junto con el alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco, la delegada del Gobierno en Almería, María Isabel Sánchez, y el director de la Zona Sur de Sando Construcciones, Jesús Rojo, han supervisado recientemente las obras ya finalizadas.

La Autoridad Portuaria de Huelva le adjudicó a Sando Construcciones a finales de año las obras de acondicionamiento de la avenida Francisco Montenegro, un proyecto de envergadura que consiste en la completa remodelación de toda la zona, con un presupuesto de más de nueve millones de euros.

La actuación en la avenida Francisco Montenegro contempla la instalación de una nueva red de drenaje y abastecimiento, así como la reposición del firme existente. Además, se creará una banda de aparcamiento adyacente al carril de circulación, con aceras paralelas al sentido de la marcha de los vehículos, y una nueva zona de aparcamientos junto al monumento a Colón.

El proyecto de Francisco Montenegro pretende regenerar paisajísticamente la margen izquierda de la avenida con la colocación de alcorques en las aceras, nuevas zonas ajardinadas, vegetación, áreas de juegos para niños y optimizar la accesibilidad con la creación de un nuevo acerado.

La remodelación se complementa con dos actuaciones más. Por un lado, la instalación de una nueva red de alumbrado, sustituyendo las luminarias de vapor de sodio por leds que favorezcan la eficiencia y supongan un ahorro energético. Y, por último, la reparación de una senda peatonal con carril bici y pasarelas de maderas que se iluminarán con balizas de señalización.

 

La empresa especializada en servicios medioambientales del grupo de empresas Sando, Althenia, ha certificado a través de Aenor su sistema de gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo conforme con la norma ISO 45001:2018.

Althenia, cuyo Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo estaba certificado de acuerdo con lo establecido en la especificación internacional OHSAS 18001:2007, da un paso más y supera la acreditación más exigente en el ámbito internacional.

La ISO 45001:2018 certifica que las organizaciones que la superan proporcionan lugares de trabajo seguros y saludables, en los cuales se previenen lesiones y daños a la salud vinculados con el trabajo a través de la mejora continua.

La certificación conforme a la norma ISO 45001:2018 alcanza el conjunto de los servicios que presta la empresa Althenia, como la conservación y mantenimiento de montes, jardines y viario urbano, la realización de trabajos forestales o la limpieza viaria, edificios o playas y la recogida y transporte de residuos urbanos, entre otros.

En 2019, Sando se convirtió en una de las primeras constructoras del país en certificar su Sistema de Gestión de Seguridad y Salud según la norma ISO 45001:2018 y la primera en hacerlo en Andalucía a través de Aenor. Asimismo, en 2009 Sando ya fue de las primeras grandes compañías del sector que se acreditó según el anterior estándar, la OHSAS 18001, a través de la certificadora británica BSI, que era la que mantenía la titularidad mundial de dicho estándar.

La prevención de riesgos laborales constituye una de las señas de identidad del grupo de empresas Sando y de su Fundación Sando desde su constitución, de hecho, en 2019 Fundación Sando celebró el VI Encuentro Nacional de Seguridad y Salud en la Construcción.

La empresa especializada en actuaciones medioambientales de Sando, Althenia, ha puesto en marcha un proyecto de concienciación infantil en colegios junto con el Ayuntamiento de Vélez Málaga. El programa, ‘Un niño, un árbol‘, pretende educar a las generaciones futuras a través del respeto a la naturaleza para combatir el cambio climático.

En línea con la estrategia de responsabilidad social corporativa de Sando y los Objetivos del Desarrollo Sostenible, Althenia ha planificado una primera fase centrada en charlas educativas y talleres de plantación en zonas verdes del municipio de Vélez Málaga. Althenia es la empresa adjudicataria del servicio de conservación y mantenimiento de parques y jardines.

Las actividades previstas comienzan con una explicación divulgativa por parte de monitores expertos en educación ambiental que trasladan a los escolares la cultura del respeto a la naturaleza y la trascendencia de la vegetación ante el cambio climático.

A través del material didáctico preparado para estas sesiones, les explican cómo los árboles limpian el aire de partículas contaminantes, suavizan las temperaturas, atrapan el CO2, depuran las aguas superficiales, fijan el suelo y sus nutrientes o suavizan las temperaturas.

Una vez fijados los conceptos, los monitores acompañan a los escolares a una zona previamente acondicionada por Althenia donde inician el taller de plantación. En esta primera fase los niños han plantado más de 225 árboles autóctonos, concretamente ejemplares de algarrobos, encinas, álamos y arbustos mediterráneos.

Tal y como ha indicado el Ayuntamiento de Vélez Málaga el objetivo de este proyecto busca completar todos los colegios del municipio con la plantación de árboles. En las primeras jornadas, Althenia ha llevado a cabo la formación en los centros de Custodia Puga de Torre del Mar, Juan Paniagua de Almayate, y el colegio Andalucía de Vélez-Málaga, para lo que ha contado con la asistencia técnica de la empresa Green Globe.

La empresa Sando participa en un proyecto de economía circular para convertir naranjas amargas procedentes del viario público en biogás a partir de un proceso de codigestión. Esta iniciativa se está testando en la estación depuradora de aguas residuales (EDAR) de Copero de la empresa municipal Emasesa, en Sevilla.

Tal y como ha avanzado Emasesa, el objetivo consiste en convertir las depuradoras en biofactorías capaces de producir recursos a partir de residuos. En este proyecto piloto las naranjas pasan por un proceso de valorización por el que por un lado se les extrae el zumo para la generación de energía eléctrica a través de biogás y, por otro, las cáscaras y la parte no aprovechable se composta para su transformación en abono.

El área de Conservación y Mantenimiento de Infraestructuras de Sando, como gestora de la EDAR de Copero en UTE, ha formado parte de este proyecto que aspira a transformar las 1.700 toneladas de naranjas que recoge el viario de Sevilla durante un año en la energía equivalente para abastecer a más de 7.300 hogares.

Autosuficiencia

Desde Emasesa han indicado que buscan lograr la autosuficiencia energética de la estación depuradora de Copero mediante procesos de codigestión. De esta manera se emplean residuos que anteriormente se desechaban, se genera energía renovable y se reducen las emisiones de gases de efecto invernadero en línea con las políticas de economía circular.

Esta iniciativa avala la estrategia de Sando, que se convirtió en 2019 en la primera empresa andaluza en obtener el certificado ISO 50001 de Aenor por implantar un Sistema de Gestión de la Energía en la EDAR Copero. Sólo el año pasado con este sistema la EDAR Copero generó 11.595,44 MWh, lo que equivale al consumo anual de 3.325 hogares, como ha comunicado Emasesa.

Los procesos de depuración constituyen la mayor parte del consumo de energía en el ciclo urbano del agua, por lo que el certificado ISO 50001 reconoce la apuesta de Sando por un uso eficiente, sostenible y de mejora continua en su gestión. Gracias a esta certificación y a proyectos como el de codigestión con el empleo de las naranjas se produce un ahorro real y cuantificable del coste energético.