Entradas

La Fundación Sando ha participado por cuarto año consecutivo en la preparación del Open Nacional de Pádel en Silla, celebrado durante este fin de semana en el Real Club Pineda de Sevilla y organizado por la Asociación para el Fomento del Deporte Adaptado (Asociación IN).

El IV Open Nacional de Pádel en Silla constituye la séptima prueba puntuable para la Copa de España. Este campeonato se realiza junto con la Federación Española de Deportes de Personas con Discapacidad Física (FEDDF) y reúne a los principales jugadores del país.

En esta edición el Open de Pádel en Silla ha congregado a un total 24 jugadores en categoría mixta. Entre ellos al actual número uno del ranking, Óscar Agea, quien cayó derrotado junto a su compañero Francisco Bernal ante la pareja formada por Edorta de Anta y Christopher Triviño, que se alzaron con el título.

El resultado de la final del IV Open Nacional de Pádel en Silla, cuyo partido superó las tres horas de juego, refleja el nivel de este campeonato, que cada año adquiere mayor expectación en el país.

Fundación Sando ha mantenido su compromiso con este deporte en las últimas cuatro ediciones, así como en los años anteriores en los que se fraguaron los torneos previos que dieron lugar al actual Open Nacional de la FEDDF.

Fundación Sando ha donado 4.445 kilos de alimentos a Bancosol, el Banco de Alimentos de la Costa del Sol. La recogida se ha realizado a través de la campaña solidaria “Dona alimentos, dona esperanza” organizada por la entidad.

La cantidad recogida durante el mes de diciembre se suma a la entregada en el conjunto de 2020, alcanzando los 19.945 kilos. Fundación Sando y las empresas del grupo han colaborado de esta forma con las organizaciones que más de cerca están luchando contra las repercusiones de la pandemia, como Cáritas, Banco de Alimentos, Cruz Roja, Cudeca o HambreCero, entre otras.

Cada Navidad Fundación Sando organiza una campaña de recogida interna para los Bancos de Alimentos entre los más de tres mil trabajadores del grupo de empresas Sando. La Fundación Sando destina una aportación económica equivalente al mismo número de kilos recolectados.  

Este año el coronavirus Covid-19 ha acrecentado el número de familias bajo el umbral de la pobreza o en riesgo de exclusión, por lo que Fundación Sando ha organizado una campaña especial denominada “Dona alimentos, dona esperanza”. Mediante esta iniciativa ha involucrado a empresas proveedoras y colaboradoras del Grupo Sando para que participen y realicen una donación a favor del Banco de Alimentos.

Donación Cáritas

Asimismo, a través del área de Conservación y Mantenimiento de Infraestructuras de Sando y el servicio de Conservación Viaria de Marbella, se han donado 1.000 kilos de alimentos a Cáritas de la parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación.

Este verano el servicio de Conservación Viaria de Marbella organizó una campaña de recogida de alimentos que logró reunir 3.000 kilos que también fueron aportados a Cáritas.

La crisis sanitaria generada por el coronavirus y la enfermedad del Covid-19 ha afectado de manera directa a los colectivos más vulnerables. Por este motivo Fundación Sando ha incrementado su esfuerzo y su labor solidaria entregando un total de 15.000 kilos de alimentos a las entidades con las que suele colaborar, como el Banco de Alimentos, Cruz Roja, Cáritas, Fundación Cudeca o el proyecto HambreCero, entre otras.

A través de los Bancos de Alimentos, Fundación Sando se ha sumado a la gran campaña de recogida virtual para atender a centenares de familias desfavorecidas y ha aportado productos de primera necesidad para los Bancos de Alimentos de Sevilla, Málaga y Vélez Málaga.

En el mismo sentido, Fundación Sando ha participado en el programa Responde de Cruz Roja, destinado a entregar alimentos en los domicilios de personas en situación de vulnerabilidad, a unas 250 diariamente. La Fundación ha formado parte de este proyecto colaborando en las provincias de Málaga y Sevilla.

En la Comunidad de Madrid, junto con Square Ventures, Fundación Sando ha apoyado el proyecto #Hambrecero, cuyo objetivo consiste en repartir más de un millón de raciones de alimentos a las familias afectadas por el Covid-19. La Fundación se ha encargado de la logística para la distribución de 24.000 kilos de patatas.

Ámbito sanitario

En el ámbito sanitario, Fundación Sando se ha sumado al llamamiento de Cudeca, la fundación sin ánimo de lucro que ofrece atención a personas con cáncer y otras enfermedades en estado avanzado, cuya gestión se ha visto perjudicada por la pandemia y ha solicitado ayuda para poder seguir atendiendo a 1.500 pacientes al año.

La labor solidaria durante esta crisis también se ha realizado utilizando los recursos del grupo Sando. Durante los meses de marzo y abril, cuando el brote ha sido más letal, Sando ha organizado dos equipos para la desinfección de residencias de ancianos, centros de personas con discapacidad y conventos en la provincia de Málaga.

Los equipos de desinfección se han constituido con voluntarios de la compañía que, equipados con mochilas pulverizadoras eléctricas, han actuado de manera rápida y eficaz desinfectando según las recomendaciones del Ministerio de Sanidad.

Cáritas

Por último, a través de la UTE del servicio de Conservación Viaria de Marbella, Sando ha organizado junto con el Ayuntamiento de Marbella una campaña de recogida de alimentos en la que se han logrado recoger más de 3.000 kilos de alimentos para Cáritas en tan sólo diez días.

Fundación Sando es una organización sin ánimo de lucro dedicada a la promoción y desarrollo de iniciativas propias, o junto con otras entidades, centradas en el ámbito cultural, social, deportivo, laboral, la seguridad y salud, la investigación, el medio ambiente, el patrimonio histórico-artístico o la integración laboral y sociocultural de personas vulnerables.

El servicio de Conservación Viaria de Marbella, gestionado en UTE por las empresas Conacon y Eiffage, junto con el Ayuntamiento de Marbella han logrado recoger más de 3.000 kilos de alimentos para Cáritas en tan sólo diez días tras una campaña en la que se ha volcado el municipio marbellí.

El acto de entrega de los más de 3.000 kilos de alimentos ha tenido lugar este mediodía en la iglesia Nuestra Señora de la Encarnación, directamente al párroco José López Solórzano. El evento ha contado con la presencia de la delegada de Derechos Sociales, Igualdad y Diversidad del Ayuntamiento de Marbella, Isabel Cintado; el delegado de Limpieza Pública, Obras e Infraestructuras, Parques y Jardines, Diego López; la responsable de Política Social Teniente de Alcaldía De San Pedro, Begoña Rueda; el director general de Conservación y Mantenimiento de Infraestructuras de Sando, Jorge Gámiz, y el gerente de la UTE, Adolfo Genovés.

Durante los diez días en los que ha tenido lugar la campaña de recogida, la UTE formada por las empresas Conacon y Eiffage, ha facilitado la recogida de alimentos poniendo al servicio de la misma las instalaciones del servicio y al propio personal de conservación para agilizar la entrega por parte de las personas donantes.

El objetivo de la campaña de recogida de alimentos ha consistido en aglutinar el máximo de esfuerzos para poder atender al mayor número de personas vulnerables tras la crisis sanitaria del coronavirus COVID-19. Para ello la campaña cuenta con los medios y la experiencia de Cáritas, que está desarrollando una labor ejemplar durante la pandemia.

La mayoría de los 3.000 kilos de alimentos recogidos se distribuyen en aceites de oliva, girasol, cereales, dulces, arroces, pastas, conservas, leche y lácteos, embutidos loncheados, frutas y verduras, legumbres y productos infantiles.

El servicio de Conservación Viaria de Marbella se ocupa del mantenimiento del patrimonio de pavimentos y firmes urbanos, la eliminación de las barreras urbanísticas y de la mejora de la calidad de los viales de la ciudad para optimizar la seguridad de manera eficiente. Los trabajos alcanzan la conservación y mantenimiento de pavimentos y firmes del viario urbano, paseo marítimo, plazas, parques y espacios libres públicos, así como la ejecución de obras y actuaciones de carácter urgente.

El grupo de empresas Sando ha puesto a disposición de la Diputación Provincial de Málaga dos equipos para la desinfección de residencias de ancianos infectadas por la pandemia del COVID-19. La compañía ha realizado durante el mes de abril la desinfectación de residencias, centros de personas con discapacidad y conventos en Torre del Mar, Vélez-Málaga, Torremolinos y Coín.

Sando ha organizado dos equipos de desinfección formado por voluntarios de la compañía para combatir los estragos que está causando el coronavirus COVID-19 en la provincia de Málaga, principalmente en la población de mayor edad. Como empresa especializada en servicios de limpieza, ha adquirido mochilas pulverizadoras eléctricas que permiten una desinfección rápida y eficaz con las dosis que recomienda el Ministerio de Sanidad.

Junto con las mochilas pulverizadoras eléctricas, los profesionales van equipados con monos de buzo de cuerpo completo y capucha, botas técnicas de seguridad, dos capas de guantes y máscaras completas con filtros de aire.

En cada una de las residencias los profesionales de Sando han seguido el protocolo indicado por el Ministerio de Sanidad. En primer lugar, mediante la supervisión de todas las zonas a tratar junto con los responsables de los centros afectados en las que se han producido los contagios. A continuación, los trabajos de desinfección han continuado con la pulverización de la dilución desinfectante en la mayor parte de las superficies, haciendo especial hincapié en las más susceptibles de contacto continuo, como pomos, barandillas, pulsadores, botoneras, etc.

En cada uno de los edificios en los que han desinfectado se han esparcido unos 105 litros de una dilución formada por agua e hipoclorito sódico. Esta pulverización se ha complementado con una segunda limpieza manual de las superficies más sensibles con el mismo compuesto químico.

Además de la labor solidaria que Sando está llevando a cabo en la provincia de Málaga, la compañía está realizando la limpieza de las estaciones, oficinas, instalaciones, talleres y ferrocarriles (trenes Avant, larga y media distancia, Cercanías, locomotoras) de Renfe y Adif en la zona centro y sur del país. En estos servicios se han implantado los nuevos protocolos, incrementando el nivel de limpieza e introduciendo los trabajos de desinfección.

La Campaña de Recogida para el Banco de alimentos que cada año se realiza internamente en Sando ha alcanzado un nuevo récord al obtener 382 kilos, lo que supone un incremento del 21% respecto a la cantidad recopilada en 2018.

Los profesionales de Sando han cumplido el eslogan que proponía la Federación de Bancos de Alimentos y han sido “Solidarios con todas las letras”. La aportación desde las oficinas de Sando ha vuelto a crecer gracias a la solidaridad y generosidad de sus empleados a través de las delegaciones de Málaga, Madrid y Sevilla.

Al igual que en anteriores ocasiones, Fundación Sando llevará a cabo una donación económica para el Banco de Alimentos que se corresponderá con el mismo número de kilos recolectados.

Desde Fundación Sando queremos agradecer el apoyo y la solidaridad de todas las personas que han contribuido altruistamente a la campaña y a los que les trasladamos el agradecimiento del Banco de Alimentos.

Un grupo de trabajadores del grupo de empresas Sando en Málaga ha puesto en marcha una campaña solidaria interna para colaborar con la ONG Policía Amigo, cuyo objetivo consiste en proporcionar material escolar para niños en el continente africano.

La iniciativa, que se puso en conocimiento del conjunto de profesionales de Sando a través de la Intranet de la compañía, ha contado con una alta implicación. Esta ONG organiza cada año una expedición por carretera a Mauritania, Mali y Burkina Faso para entregar en mano material de ayuda a niños necesitados de estos países.

El procedimiento que usa esta ONG para organizar la recogida es a través de mochilas. Éstas se entregan con el material escolar mínimo para poder asistir a la escuela, lo que les proporciona a los niños una oportunidad para escolarizarse, salir del analfabetismo y del mundo rural.

La cuarta expedición de la asociación Policía Amigo está prevista que parta a finales de octubre rumbo a África, donde también llevarán a cabo un proyecto de vacunación contra la hepatitis, la reforma de un orfanato, la construcción de un centro de salud en Burkina Faso y talleres de costura e informática para integración de mujeres reclusas en Mali. Este año se han marcado como reto llevar 5.000 mochilas con material escolar.

Unas 10.000 personas apoyarán este viernes 17 de mayo la primera Marcha Solidaria que Fundación Victoria ha organizado en la provincia de Málaga, con el apoyo de Fundación Sando, para ayudar a familias con necesidades económicas.

La Fundación Victoria ha diseñado el proyecto para que los participantes donen un euro por cada dorsal de la marcha y puedan superar la barrera de los 10.000 euros. La organización estima que participarán más de ocho mil alumnos de los centros educativos diocesanos, junto con profesores y familiares.

La recaudación irá destinada al Consejo de Recursos Sociales de Fundación Victoria para que las familias necesitadas puedan sufragar el coste del acceso a instalaciones, servicios y actividades educativas de los colegios diocesanos.

Fundación Sando colabora con este proyecto que, además de fomentar la solidaridad, incentiva hábitos de vida saludables al tratarse de un trayecto en el que se ha de caminar un mínimo de 1.000 pasos.

La I Marcha Solidaria tendrá lugar durante la mañana del viernes 17 de mayo y partirá desde los distintos colegios diocesanos de la provincia de Málaga. Está previsto que finalice con la lectura de un manifiesto y un desayuno compartido. Las personas interesadas en participar pueden inscribirse en los centros educativos de Fundación Victoria.

Fundación Sando ha renovado otro año más su apoyo a Cruz Roja con motivo de la celebración del Día de la Banderita. Los fondos que se recauden durante la jornada irán destinados a proyectos para la infancia.

Cruz Roja ha desplegado en la provincia de Málaga un centenar de mesas pepitorias en puntos estratégicos. Una de ellas, en la céntrica plaza del Obispo de la capital de la Costa del Sol, ha contado con el patrocinio de Fundación Sando y con el apoyo de voluntarios de Cruz Roja y del grupo de empresas Sando.

La recaudación obtenida durante el Día de la Banderita se empleará para financiar proyectos de Cruz Roja dirigidos a menores de familias en riesgo de exclusión. Según los datos aportados por la entidad, el pasado año atendieron en la provincia de Málaga a más de 8.000 menores a través de sus proyectos de Cruz Roja Juventud.

Durante el acto de presentación de la campaña, celebrado en el Ayuntamiento de Málaga, el alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, y el presidente provincial de Cruz Roja Española en Málaga, Luis Utrilla, destacaron la labor que Cruz Roja ha realizado ante la llegada de inmigrantes a las costas andaluzas. En el mismo evento se presentó el cartel oficial para el Día de la Banderita, que ha sido diseñado por el artista Javier Calleja.

Fundación Sando, que colabora desde hace tres años con esta iniciativa de Responsabilidad Social Corporativa (RSC), aprovecha este día para poner en valor su programa de Voluntariado Corporativo. Gracias a él los profesionales de Sando que se sientan identificados con la acción pueden participar como voluntarios dentro de su jornada laboral. El tiempo que consuman realizando este voluntariado, en lugar de devolvérselo a la empresa, tienen que emplearlo en colaborar en otros proyectos de Cruz Roja.

 

El próximo sábado la Sala de Conciertos María Cristina de Málaga acogerá a partir de las 21:00 horas el II Recital Lírico Rodrigo Orrego a beneficio de Cudeca y del Patronato Ntra. Sra. de los Ángeles. Fundación Sando, como en otras ocasiones, colaborará con Cudeca para poder llevar a cabo el evento.

La presentación del concierto ha contado con la asistencia del presidente del Comité Organizador, Antonio Benítez; el tenor, Rodrigo Orrego; la gerente y directora médico de Cudeca, Marisa Martín; el presidente del Patronato Ntra. Sra. de los Ángeles, Luis Fernando Plaza, y José Luis Sánchez Domínguez, presidente de Fundación Sando.

El II Recital Lírico propone como actuación principal al tenor Rodrigo Orrego, que estará acompañado junto a la soprano Elena Garrido, el pianista José Santofimia y la bailaora Rocío Schmitt.

Los fondos recaudados en el recital se destinarán a los programas asistenciales profesionales y gratuitos de la Fundación Cudeca, así como al Patronato Ntra. Sra. de los Ángeles, Asilo de los Ángeles. El coste de la entradas es de 25€ y pueden adquirirse en la tienda benéfica de Cudeca en la Plaza de la Merced, y en ticketea.